Underground Invaders

manomonjaintr2


Tenemos una sorpresiva invitación a conocer el poco nombrado, ignoto casi, cerro Monjas. Bajo el nombre de Mano de Monja y sus claras alusiones a la delicadeza, aparece en el susodicho cerro una galería de arte y un hostal ubicados en calle Manuel Serey 165.

La ocasión perfecta para conocer tal lugar será este viernes 31 de enero, a las ocho de la noche, cuando se inaugure la muestra “Underground Invaders”, nombre del último trabajo de la artista italiana Pamela Pintus que hace foco sobre “el tema mundial de la contaminación y la gravedad de nuestros gestos cotidianos, bajo una mirada futurista y apocalíptica”.

“Underground invanders” es parte del Festival de las Artes 2014 y de la mano de esta instancia será posible apreciarla como instalación en el espacio público. Luego se trasladará a Santiago el 7 de Febrero, específicamente a la Galería Nove sensi- On Art del Barrio Italia, Santiago.

Acá la propia Pamela Pintus nos cuenta de su obra:

Mi obra se titula Underground Invaders y se trata de una instalación conformada de una gran cantidad de signos que forman cicatrices emergentes del subterráneo y que se ramifican alrededor e invaden el espacio circundante.

La sensación que se genera es la de un ejército de criaturas sintéticas de forma indefinida que, apareciendo desde el suelo, comienzan su invasión. Los “signos” tienen una forma estilizada de cicatriz, esa forma es el resultado de mi búsqueda de la síntesis pictórica y representan mi actual figura artística.

manomonjaintro3El concepto básico de los signos es la investigación de la huella, de lo que queda, la marca indeleble, la evidencia y la memoria de una experiencia. Es esto lo que me interesa investigar: el después, el residuo. Por lo tanto, en este caso, el signo es todo lo que queda de las acciones nefastas del pasado, los residuos enterrados, la falta de interés por el medio ambiente, el polvo bajo la alfombra.

Enterrar, disparar en el espacio, encerrar bajo las aguas, no son maneras de desarrollar una ecología real, sino sólo paliativos temporales que nos no guardan de tener que pagar la factura, tarde o temprano.

La característica “perjudicial” de estos elementos está representada por el material plástico del que están hechos y por su fosforescencia, los elementos brillan en la oscuridad, y la fosforescencia es, de hecho, una señal de radioactividad.

Sin embargo, el mensaje quiere ser positivo, una forma de “advertencia” para que nos mantengamos alejados de ciertas actitudes y nos impulse a una toma de conciencia sobre el problema del medio ambiente y el valor de la ecología, es decir, la importancia de encontrar un equilibrio saludable entre los organismos vivos y el medio ambiente en que viven.

Más información con Chiara Mambro – Celular: 62140112 – e.mail: info@lamanodemonja.cl

Comenta desde Facebook

Comentarios