Arquitectonas: el quiebre de la disciplina, de la arquitectura y la racionalidad

Nemesio Orellana es un  artista que se ha embarcado en un proyecto innovador, lo denomina como cruce de disciplinas, una mixtura entre las técnicas de la fotografía, llevadas a la arquitectura y a una propuesta plástica y visual que desconcierta y asombra.

arquitectonas- ljm

Por Claudia Carreño / Fotos: Juanita Orellana

Ahí están las escaleras, balcones y ventanales de poblaciones de Viña del Mar y Valparaíso que a estas alturas ya debieran ser o son objeto de culto para los adeptos de la racional arquitectura social de los 60 y 70, la Remodelación Balmaceda en Valparaíso o el Complejo de las 7 Hermanas en Viña del Mar, como testimonio de la historia arquitectónica más reciente de ambas ciudades renace en esta propuesta. Ahí están estas fotografías en formato de maqueta, que parecieran tener vida propia al retorcerse, exponerse en mil vértices y transformarse en fachadas sin principio ni fin, ondulantes, telúricas, oníricas.

Nemesio Orellana expone por estos días su muestra Arquitectonas en Casa E del Cerro Alegre en Valparaíso y nos cuenta las motivaciones artísticas que dieron pie a esta propuesta:  “Yo provengo de la arquitectura, entonces, el cambio de carrera de Arquitectura a Arte, me fue generando este cruce, de manera teórica, pero también de los procesos. Siempre me interesó el transformar y no trabajar la fotografía en su formato bidimensional, sino  generar un pequeño cruce, una pequeña vuelta de tuerca  y valiéndome de técnicas propias de las disciplinas de arquitectura como es la maqueta, el cartón , el volumen, los cortes, generar este traspaso desde la fotografía al objeto, la “fotografía – maqueta”.

De lo funcional a lo telúrico

Nemesio Orellana explica cómo aparecen estas viviendas  del Valparaíso y Viña pujante en proyectos sociales que quiso amparar a la clase trabajadora en viviendas habitables y funcionales :“Son conjuntos habitacionales de la V región que se arman bajo la lógica del movimiento moderno, estilo que durante la década del 60 ya se encontraba absolutamente aceptado por la arquitectura chilena.  Esta lógica tiene como concepción final un habitar pleno, con circulación,  espacios de recreación y ocio idóneos, los cuales se logran por medio de una arquitectura  funcional, racional, de formas higiénicas y simples”.

arquitectonas2-ljm

“De alguna forma quise llevar esta contradicción entre el habitar racional y el caos porteño entre la planificación urbana de viña y la espontaneidad  porteña que se traduce en pura proliferación de formas y hacer de esa arquitectura racional y limpia, en una arquitectura telúrica, catastrofiada que se vea como una explosión pensada. En Valparaíso está la Población Zenteno, el Edificio Esmeralda y la remodelación Balmaceda, en Viña del Mar está 7 Hermanas, la Quinta Claude y el Edificio Italia”, explica el artista.

Del control (arquitectónico) al caos (artes visuales)

Pocas veces Valparaíso y Viña del Mar son objeto de otras lecturas, el cliché del patrimonio y su consecuencia en la industria del turismo, ha desplazado otros ángulos de estas ciudades que han seguido desarrollándose más allá de la construcción europea clásica o de las poblaciones caóticas que emergen de los cerros, “es una arquitectura funcional y controlada que es todo lo contrario a Valparaíso, que es pura proliferación y de repente,  aparecen estos hitos como la Quebrada Márquez o el edificio que está en calle Esmeralda, como un intento del Estado de ‘oye ordenemos un poco la situación’, en contraposición a esta arquitectura que es espontánea, que hace que Valparaíso sea la ciudad con más identidad de Chile,  es contraponer el control al caos”.

Respecto de la obra, la artista visual y periodista Claudia Donoso señaló que “en este trabajo, el tema de la modernidad en la arquitectura y la modernidad está ironizado, y transformado también en otra cosa. Por lo tanto, hay un diálogo, un diálogo con la ciudad y la arquitectura, y eso me parece que entra en el contexto de la importancia que está teniendo la crítica a la ciudad en el mundo contemporáneo en el debate, un debate que implica tanto lo social como lo estético. Y en cuanto a la resolución formal me parece lúdica y atractiva”.

La muestra Arquitectonas estará  hasta el 3 de enero en Casa E ubicada en calle Lautaro Rosas 344, Cerro Alegre Valparaíso, en horario de martes a domingo de 11 a 20 horas.

Portafolio: http://nemesioorellana.tumblr.com/

 

Comenta desde Facebook

Comentarios