#Libros: “Perder teorías” de Enrique Vila-Matas

Un diario de pensamientos es Perder teorías. Un diario que invita a perderlo todo y esperar, esperar a que de la nada surja lo que llamamos vivir.

Por Montserrat Madariaga Caro

perderEste sábado 16 de julio a las 19 horas en El Internado (Paseo Dimalow 167, Cerro Alegre), se presenta la primera edición en Chile de Perder teorías del reconocido escritor español Enrique Vila-Matas. Originalmente, el libro fue publicado en el año 2010 por Seix Barral (España); hoy, Editorial Kindberg de Valparaíso nos pone este texto – ¿novela?, ¿ensayo? – a la vuelta de la esquina en una cuidada edición.

La trama inicial de Perder teorías trata de un escritor que viaja a la ciudad francesa de Lyon invitado a dar una charla en un congreso literario. Pero una vez en el hotel, nadie lo busca, nadie lo contacta. Así comienza la espera que abre la puerta a la incertidumbre y a la posibilidad de otro presente.

El libro contiene un prólogo-advertencia de Liz Themerson. Ella nos señala que con Vila-Matas hay que tener cuidado: enreda la ficción con la realidad, no respeta sus límites. Lo acusa de inventar citas a personas reales en sus novelas y de adjudicarles lo que otrxs han dicho. Todo queda entre escritorxs, eso sí, la misma Liz confiesa ser su víctima pero lo agradece, pues como dice (interpretando a Bellow para explicar a Vila-Matas): “cuanto más realista eres más amenazas las bases de tu propio arte”. Como sea, las palabras de Themerson, muy ingeniosamente redactadas, advierten el afán de hacer y deshacer del narrador del libro, de crear y borrar. El afán de tener y perder: “perder fronteras, países, ficciones y teorías”. Por tanto, lxs lectorxs debe prepararse para el despojo, sugiere Liz, y en la espera de que algo pase dejar que transcurra la novela, la vida, que es ficción y realidad, lo que pasa en nuestro interior mientras afuera los hechos se suceden y confunden con la memoria y la imaginación.

Perder teorías es un libro dentro de un libro en varios sentidos: es una reflexión y un proyecto de novela sobre la espera; es una teoría de la novela contemporánea, de cómo debe ser ésta, en un tono serio pero también irónico. Es una serie de confesiones de cómo el narrador (alter eguísimo de Vila-Matas) escribe sus obras. Es, sobre todo, un ensayo halagador sobre la literatura de Julien Gracq. Es una novela que consiste en una libreta de apuntes. Es una libreta de apuntes que consiste en una declaración de principios. Es una declaración de principios disfrazada de novela que invita a romper con éstos. Y perder y disfrutarlo. Y perder y esperar.

Algunas frases memorables de Perder teorías

“[La literatura] es la creación más valiosa de la humanidad en su intento por entenderse a sí misma.” (p. 22)

“¿Y si la espera fuera la espera de otra espera? ¿Y si hubiera otra muerte después de la muerte?” (p. 39)

“¡Escribir! ¡Perder libros, perderlos todos!” (p. 39)

“Porque no nos engañemos: escribimos siempre después de otros.” (p. 46)

“Si no sabemos qué es la vida, ¿por qué habríamos de tener tan claro qué es una novela?” (p. 56)

“Terminada la segunda guerra mundial, ya no quedó nada narrable en el continente [europeo]: pasar había ya pasado todo, y precisamente porque todo ya había pasado, no quedó ya nada para que pasara y pasamos a vivir en la nada.” (p. 60)

“El sentido de la vida, decía, había que buscarlo en el sentido de la espera, y viceversa.” (p. 65)

“La timidez es una fuente inagotable de desgracias en la vida práctica y la causa directa, seguramente la única, de toda riqueza interior.” (p. 69)

“Uno escribe desde la incertidumbre y eso es lo que le permite avanzar, lo que le divierte y al mismo tiempo le intriga.” (p. 71)

 

Ficha técnica

Título: Perder teorías

Autor: Enrique Vila-Matas

Prólogo: Liz Themerson

Páginas: 80 pp.

Encuadernación rústica con solapas

Editorial: Kindberg

Ilustración de cubierta: Francisco Cancino

$ 7.000

 

Comenta desde Facebook

Comentarios