Instalación artística Invernadero: un nuevo sentido al cuerpo femenino

Una visión reconciliadora entre la mujer, su cuerpo y la naturaleza nos ofrece la exposición del colectivo Marabunta Libertad inaugurada el miércoles 5 de noviembre en la galería de artes visuales de Balmaceda Arte Joven En Valparaíso.

IMG_1989

Texto y Foto: Liliana Muñoz

Lo primero que nos alcanza es un fuerte olor a tierra húmeda, la misma que sentimos se va filtrando entre los dedos de nuestros pies descalzos, mientras, nos envuelve el calor de la luz proveniente de los focos a medida que nos vamos internando en Invernadero, una instalación artística del colectivo Marabunta Libertad que se encuentra en exhibición en la galería de artes visuales de Balmaceda Arte Joven.

La exposición consiste en la recreación de un invernadero con plantas de distintos tipos que comparten un factor en común: todas fueron regadas con una solución de agua y sangre menstrual. Una idea difícil de asimilar e insólita para muchas personas que no comparten los mismos códigos que las chicas de este colectivo.

Una lucha por la libertad y la revalorización del cuerpo femenino, rompiendo con los cánones tradicionales existentes en nuestra sociedad en cuanto al significado de éste es la propuesta de las creadoras de esta muestra. Sus responsables son Amapola Monroy y Mónica Fritis, quienes contaron con la colaboración de Dafnne Valdés, Stephania Vinent y Alejandra Aguilera. Mujeres procedentes de la danza, el teatro y las artes visuales con un interés estético por la obra de arte y su dimensión.

La iniciativa de realizar este proyecto empezó a gestarse hace dos años. Estas chicas comenzaron a reflexionar respecto a la vergüenza del cuerpo femenino y a la idea de represión que existe bajo un sistema patriarcal dominante. Había un sentimiento de repulsión hacia la menstruación, dejándola reducida a un desperdicio del cual hay que deshacerse.

En desacuerdo con esta mirada, investigaron al respecto descubriendo que se podía utilizar la sangre del período menstrual para abonar y quisieron plasmarlo. Cada una trabajó en su casa cultivando sus plantas con la intención de resignificar este elemento.

Actualmente, Invernadero es la concreción del discurso de sus creadoras, quienes quieren masificarlo y llegar a la gente a través de esta muestra.

“Hay todo un simbolismo dentro de esta exposición. Hay plantas con las raíces expuestas y fotos del vello púbico de las mujeres, las partes que nunca se ven y siempre se esconden. Además, está el contacto con la tierra que es parte de nuestra idea de reconectar todo y dejar que el público empiece a percibir de otra forma. Por eso, entrar descalzo es súper importante”, explica Amapola Monroy.

El plan es seguir trabajando con esta propuesta de revalorización del cuerpo femenino a través de otras áreas como la fotografía. “Nos dimos cuenta que hay mucha gente interesada y pensamos en agrandar después esta exposición con miles de fotos de mujeres”, comenta Mónica Fritis.

Comenta desde Facebook

Comentarios