Danilo Llanos y el nuevo estreno de La Peste: “Nos interesa situarnos en lugares incómodos que no conozcamos”

El próximo jueves 10 de septiembre el Centro de Investigación Teatro La Peste estrenará su nueva obra “Error” en la Sala Negra de la Escuela de Teatro de la Universidad de Valparaíso. Una mirada sobre “Psicosis 4:48”, monólogo testimonial que la directora inglesa Sarah Kane escribió tres días antes de suicidarse y con el que se sumergió en la angustiante vida de quienes padecen trastornos mentales como ocurría con ella. Kane es considerada una de las autoras de culto a nivel mundial y figura clave del llamado in-yer-face-theatre, teatro caracterizado por lo agresivo, provocador e ineludible que resulta para el público.

Danilo-Llanos---la-juguera-magazine

Por Daniel Labbé

Katherine López y Cristián Riquelme protagonizan este montaje que nos instala en medio del intenso, crudo e impredecible diálogo de dos personas respecto al estado mental y emocional de uno de ellos -o de ambos- y que dirige Danilo Llanos, con quien conversamos en esta entrevista.

-¿Por qué nace la idea de traer a escena este texto de Sarah Kane?
-Nos interesó entender en el Chile contemporáneo los efectos de la ciudad en torno a una situación catastrófica que deviene en un suicidio o en otras cosas tanto o más catastróficas. Desde ese lugar comenzamos a intentar habitar ese lenguaje de Sarah Kane, que es el lenguaje de una dramaturga, y traerlo a cuerpos chilenos que estuvieran sufriendo una catástrofe cotidiana. Entonces, y con todo el respeto que me merece Sarah Kane, fuimos borroneando la dramaturgia original para hacer estallar otro lenguaje y que apareciera uno radical, excesivamente violento y frontal.

-¿Cómo ponen en Chile, en la actualidad, una obra testimonial creada en la Inglaterra de fines de los ’90?
-Dijimos vamos a ocupar la marginalidad, pero una marginalidad hasta el hastío, que sea una marginalidad que esté en el límite de una realidad que uno no crea que exista. Tensar esa realidad que, de tan real, confronta y perturba por su exceso de realidad. Y quizás uno dice erróneamente Chile, pero hablamos siempre en el proceso de “la ciudad”. Son dos cuerpos, uno es una especie de tutor y el otro quien se atiende, pero no sé si es el Sename, la cárcel o el consultorio, o donde te atiende la asistente social. La idea es que el espectador haga la asociación respecto al lugar donde están estos personajes.

Foto-obra-Error---la-juguera-magazine

-¿Cómo es la marginalidad que habitan estos personajes?
-Hay una automarginación, que es por ejemplo la que asume Luksic, quien se margina de la gente y está en otro lugar. Y hay una que no es por opción, sino que por exclusión, y que genera rabia, es la marginalidad que no encaja en nada. En ese lugar es donde nos interesa situarnos, porque es la rabia la que ha alterado importantes pasajes de la historia de la humanidad.

-¿Qué significó trabajar un texto así, de este calibre, creado previo a un suicidio?
-En un minuto nos encontramos haciendo algo que nos interesaba cada vez más porque se estaba haciendo más sórdido, más real. Era algo que a nosotros mismos nos chocaba. Nosotros mismos -en el hacer de la creación- nos estábamos consternando y dijimos: Hay que ir por ahí. Estábamos navegando en un lugar incómodo y esa experiencia fue alucinante artísticamente, porque lo interesante -para nosotros- es situarnos en lugares incómodos, que no conozcamos.

-Cuéntame de los personajes, de sus roles aparentemente claros pero que se van trastocando…
-La obra original es casi un monólogo de este personaje que se atiende con su terapeuta. En algunos momentos lo confronta, se advierte una relación como media de amor. Nosotros nos fuimos por otro lado. Yo les propuse a los actores que había que hacer crecer este rol del terapeuta, del tutor, porque me parecía que si íbamos a hablar de la ciudad como gatillante de catástrofes particulares, ese hombre debiera también estar en la misma sintonía, debiera estar viviendo su particular catástrofe, no debiera estar en un estatus mayor, los pusimos en un igual. Entonces desde ese lugar se trastocan los roles porque ya hay tal nivel de distorsión de la realidad que la fragilidad se traspasa de uno a otro en cualquier minuto. Los dos personajes están en el tiempo y en el lugar equivocado. Los dos están en el cuerpo equivocado. Los dos son un “error”.

Las funciones de “Error” son el jueves 10, viernes 11 y sábado 12 de septiembre, y luego el viernes 25 y sábado 26 del mismo mes (en semana de fiestas patrias no hay funciones), a las 20:30 horas, en la Sala Negra de la Escuela de Teatro de la Universidad de Valparaíso, ubicada en Avenida Brasil #1647. El valor de las entradas es de $3.000 general y $2.000 estudiantes y tercera edad.

Más información en www.teatrolapeste.cl, en el correo teatrolapeste@gmail.com o en el teléfono 88059102. El Facebook de la compañía es Teatro La Peste y el Twitter @teatrolapeste.

Comenta desde Facebook

Comentarios